lunes, 27 de enero de 2014

14 Consejos para Contratar una Asesoría con Acierto (II)

En la primera parte de 14 Consejos para Contratar una Asesoría con Acierto vimos las 7 primeras recomendaciones para encontrar al asesor que necesitas. En esta encontrarás los 7 restantes.


Vamos a ello...


8.- Valora la distancia a la que se encuentra la asesoría, porque el tiempo es dinero. Aunque suelen contarte que ellos se acercarán de forma periódica para retirarte y entregarte documentación, a la hora de la verdad, cuanto más lejos está la asesoría, menos aparecerán por tu negocio. Y más tendrás que desplazarte tú si necesitas algo.


9.- Pide un contrato de prestación de servicios donde se especifique claramente qué incluye su tarifa y que está excluido. Y, por supuesto, también te debe proporcionar un listado con los precios de los servicios extraordinarios que podrías necesitar. Si los términos del acuerdo no están perfectamente delimitados, podrías tener problemas en el futuro.


10.- Busca un buen precio, pero no te guíes sólo por él. Si al tarifa es muy baja, las prestaciones y/o la calidad también serán mínimas. Si es muy alto, puede ser porque te ofrezcan un cierto valor añadido... o porque sean malos profesionales intentando aparentar lo que no son. Lo mejor es centrarse en los que tengan precio en el término medio y que te generen confianza. Hasta la fecha mi experiencia es que, el más caro, es siempre el peor.


personas trabajando en el despacho
¿Trabajan para ti o tú para ellos?
11.- Un punto que debes tener muy claro es que el asesor trabaja para ti, no tú para él. Es frecuente que te exijan una gran cantidad de documentación innecesaria o que te pongan plazos ridículos para que les entregues información, cuando no es necesario. Entiendo que haya asesorías que pidan las facturas de forma mensual para que no se les acumule el trabajo cuando venza el trimestre, pero debe ser eso, una petición, no una imposición. Quizás haya meses en los que te sea imposible cumplir con esa periodicidad y ellos deben entenderlo


12.- Debes pactar con el asesor que te mantenga informado periódicamente de la marcha de tu negocio. Contar con balances mensuales o trimestrales, te dará una idea de cómo van las cosas y te dará un cierto margen de maniobra para tomar decisiones: inversiones, aplazamientos, financiación, etc.


tomando notas
Fórmate para poder supervisar su trabajo
13.- Y, hablando de información, ninguna asesoría debe tener los originales de tus documentos. Te aconsejo que digitalices toda tu información y se la envíes escaneada. Así evitarás la pérdida de documentación importante o de que pueda usarse de forma indebida. Además, te será más cómodo porque podrás enviarles la información a través de correo electrónico y te evitarás desplazamientos.


14.- Y un consejo final: aunque tu asesor debe quitarte trabajo que no puedes hacer, eso no significa que no tengas que supervisarle. Apúntate a cursos de formación sobre contabilidad, finanzas para no financieros, temas laborales, etc. Eso te dará una pequeña base para poder entender qué hace y si lo está haciendo correctamente.


Espero que estos consejos te hayan ayudado. Si tienes alguna recomendación o idea sobre este tema, me encantaría que la compartieses, este también es tu blog.


Nos vemos en cuatro días con un nuevo tema. 




También te puede interesar:

14 Consejos para Contratar una Asesoría con Acierto (I)






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estamos encantados de que nos dejes tus aportaciones, porque tu opinión es importante para nosotros. Sólo te pedimos que, por favor, no publiques links ni contenidos publicitarios de ningún tipo, porque estos no serán publicados. Si deseas anunciarte, contacta con nosotros previamente. Gracias.

¿Ya nos sigues por correo electrónico?