miércoles, 16 de julio de 2014

¿Clientes Tóxicos? No, Gracias (I)

Los clientes tóxicos son uno de los peores especímenes con los que puedes encontrarte en tu desempeño laboral. Son capaces de minar tu paciencia, tus resultados e, incluso, la viabilidad de tu empresa. Y claro, algo así merecía un post... doble, claro. 


warning
¡Peligro! Clientes tóxicos a la vista...
En esta primera parte te daré las claves para identificarlos. En la segunda te comentaré los efectos que pueden tener sobre tu negocio, por qué te interesa decirles adiós y cómo hacerlo de forma sencilla.


Comenzamos...


Pistas para identificar a los clientes tóxicos


  • Antes de nada te diré que los clientes tóxicos se saben camuflar a la perfección. Al principio serán encantadores y estarás deseando trabajar con ellos... craso error.  Es la mejor forma que tienen de captar a pobres incautos.

  • No te escuchan, aunque aparenten estar haciéndolo. No prestarán atención a tus razonamientos, consejos o advertencias. Y no me estoy refiriendo a que puedan diferir de tu opinión, es que directamente no la han escuchado, porque sólo importa lo que quieren y necesitan. Ellos van por libre y tú no tienes ni voz ni voto.

tunel y dolares
Su falta de planificación, te cuesta dinero...
  • Hacen gala de una falta de planificación fuera de lo normal. No es que no hayan previsto algunos puntos o inconvenientes en el proyecto, es que no han planificado nada. Tienen unos objetivos nebulosos que cambian constantemente durante el desarrollo del trabajo.

  • Este último punto les lleva a cambiar mil veces de criterio, lo que llega a resultar un verdadero infierno.

  • Consumen tu tiempo y tu energía de manera desproporcionada. Todos somos conscientes de que todos los clientes necesitan nuestra atención y nuestro tiempo, pero los tóxicos exceden con creces lo que cualquiera debería esperar de nosotros.

  • Buscan que aceptes cada petición sin cuestionarla y sin oponer resistencia, por muy injusta y descabellada que sea. Una cosa es negociar de forma dura y otra muy distinta lo que buscan estos clientes, que raya en la tiranía más descarada.

  • Si no accedes a esas peticiones descabelladas, intentan hacerte sentir culpable por todos los medios. Te intentarán manipular de forma emocional, haciéndote ver lo desconsiderado que eres al no ceder a sus requerimientos; incluso llegarán a cuestionarte a ti y a tu empresa.

  • Que se quejan de todo y por todo. Nunca están satisfechos con lo que les das e insisten en hacerte sentir mal porque no estás a la altura de sus expectativas, aunque hayas cumplido escrupulosamente punto por punto con sus requerimientos.

  • Son desconsiderados en el fondo y en las formas, llegando a rozar la grosería.

  • Intentarán hacerte creer que te están haciendo un favor por trabajar contigo. Esto siempre ha ocurrido así con este tipo de clientes, pero es algo que se ha agudizado con la crisis económica, donde estos elementos han visto el cielo abierto.

postit discount
Regatearán... o no te pagarán.
  • Pueden llegar a regatear contigo el precio de forma realmente despreciable, llegando incluso a pagarte tarde y mal. O, peor aún, pueden llegar a no pagarte.  

  • No te agradecerán nada de lo que hayas hecho por ellos. Nunca. Claro, como te están haciendo un favor...

  • Y, ojo, que algunos te harán pasar por un verdadero calvario como el que te he descrito en los puntos anteriores, sólo para que les des un presupuesto y condiciones extremadamente favorables, con las que posteriormente presionar otros proveedores.


Hasta aquí llega esta primera parte. Te espero en la segunda y, hasta entonces, cuidado con los clientes tóxicos para ti y tu negocio.


Para terminar te dejo un vídeo que probablemente te haga sonreír:
 




Si no puedes visualizar el vídeo, por favor, pincha en este enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estamos encantados de que nos dejes tus aportaciones, porque tu opinión es importante para nosotros. Sólo te pedimos que, por favor, no publiques links ni contenidos publicitarios de ningún tipo, porque estos no serán publicados. Si deseas anunciarte, contacta con nosotros previamente. Gracias.

¿Ya nos sigues por correo electrónico?